Las protestas en Bahréin contra la F1 vuelven a ser noticia

Las protestas de los manifestantes en Bahréin en contra de la celebración del Gran Premio de Fórmula 1 vuelven a las portadas de los medios.

Empieza a ser una constante que los medios se hagan eco de las protestas de Bahréin contra la F1 en los días previos a la celebración de la carrera. Ya en 2011 la tensión social en el país y las amenazas de los manifestantes obligaron al aplazamiento de la carrera (que abría el calendario en aquella temporada) y, posteriormente, a su suspensión definitiva. 

El año pasado, el Gran Premio de Bahréin se celebró con normalidad a pesar de que hasta Europa llegaban noticias de la complicada situación en las calles del país. AUTOBILD.ES habló en aquellos mismos días con el piloto de HRT, Dani Clos, que se encontraba en el país para disputar la prueba de GP2 y aseguró que el ambiente no era tan tenso como los medios dibujaban.

 

 

 

El pasado jueves, la policía del Bahréin detuvo a más de 20 personas por los altercados que se dieron en las manifestaciones contra la celebración del Gran Premio de F1 y hay fuentes que afirman que este año las cosas están más tensas que el pasado año.

Las manifestaciones de Bahréin contra la F1 argumentan que la monarquía local oculta la verdadera situación del país en contraste con el gasto para la organización de la cuarta carrera del calendario de F1. También es cierto, que estas protestas no vuelven a ser noticia una vez que se celebra el Gran Premio en un país en el que las injusticias sociales están a la orden del día.

Sea como fuere, el Gran Premio de Bahréin vuelve a estar un año más amenazado por el boicot y seguramente, en los próximos días las noticias sobre la tensión en las calles del país volverán a ocupar las portadas.

 
José Armando Gómez